Se ríen de la bolsa de este niño y su tío reacciona de forma perfecta

El bullying es algo que desgraciadamente siempre ha existido en los colegios, pero poco a poco vamos logrando que la sociedad tome consciencia de ello para responder de forma rápida, positiva y eficiente a la multitud de casos que se producen en todo el mundo.

Sobre todo se trata de hacer ver a la sociedad en general y, especialmente, a los acosadores que el problema lo tiene aquel que discrimina y no el que decide mostrarse al mundo tal y como es.

Aparte de todas las propuestas educativas que plantea el sistema y la opinión de los profesionales, también es muy importante la forma en la que actúa el círculo más cercano del menor cuando es informado de que el pequeño sufre una situación de acoso.

Por eso mismo no podemos hacer otra cosa que quitarnos el sombrero ante la forma de reaccionar que tuvo David Pendragon, un hombre cualquiera (recordad que no todos los héroes llevan capa) que subió un hilo a Facebook en el que relataba cómo habían hecho bullying al hijo de su prima por llevar una bolsa para la comida un tanto diferente.

Nada lograba consolar al pequeño, así que David decidió demostrarle que no tenía ningún motivo por el cual avergonzarse y que sería más feliz si no hacía caso a esos compañeros que no querían hacerle ningún bien.

La publicación que compartió con el mundo y que, rápidamente, escaló en “me gusta” y comentarios, es la siguiente:

“Mi prima, Emily, tiene un hijo de diez años llamado Ryker, un chico simpático que ama los gatos y que estaba entusiasmado con su nueva bolsa para la comida. Por desgracia, por los colores y por los gatitos que hay en ella, los otros chicos de clase se rieron de él. Incluso llegó hasta el extremo de dejar de comer para que no le molestasen más.

Por ese motivo he decidido apoyarle y demostrarle que un hombre puede disfrutar de aquello que quiera sin tener miedo a expresar ese amor.

Así que he comprado la misma bolsa para la comida y he ido con ella a mi puesto de trabajo altamente corporativo y conservador. Allí les he explicado a todos la historia detrás de esa bolsa y, obviamente, todos se han posicionado a favor de Ryker.

A mí me encanta llevar la comida en un recipiente tan bonito y espero que Ryker y los otros chicos vean que su pasión y su forma de expresarse nunca debe ser algo de lo que avergonzarse”.

A la gente le ha gustado tanto esta “iniciativa” creada por el tío segundo del niño que, muchos, han decidido sumarse a su causa comprando la misma bolsa y posando en fotografías con ella. Y los que no lo hicieron apoyaron verbalmente a Ryker para que llevase lo que él quisiese al colegio.

Por ejemplo, este bombero publicó esta foto para Ryker en la que mostraba que, incluso gente dura como los bomberos, pueden vestirse y llevar con ellos lo que quieran, que los gustos de una persona no deberían afectar a su valía.

O también está este señor mayor que ha querido enseñarle a Ryker lo chula que es la bolsa de la comida que utiliza para salir a pescar con sus amigos.

En resumen, esta vez las redes se han portado bien y se han confabulado para convencer a este joven chico de que siga llevando con su bolsa de gatitos espaciales con todo el orgullo del mundo.

¿Qué os ha parecido esta forma de combatir el bullying? En caso de haber sufrido acoso ¿Cómo habéis lidiado con ello? Explicádnoslo en los comentarios de Facebook.

Si este artículo os ha resultado curioso, más abajo podéis encontrar otros similares que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente interesantes. 

La entrada Se ríen de la bolsa de este niño y su tío reacciona de forma perfecta aparece primero en CABROWORLD.

Fuente original