Una exultante reina Sofía reaparece quemando sus fotos de boda con el rey Juan Carlos

La reina Sofía de Grecia y Dinamarca ha reaparecido esta mañana por sorpresa en la madrileña Puerta del Sol, donde ha sacado un mechero y ha procedido a quemar todas sus fotos de boda con el rey Juan Carlos. Lo ha hecho amparándose en la decisión del Tribunal Europeo de los Derechos Humanos (TEDH), que ha sentenciado que la quema de fotos del rey es un acto de libertad de expresión garantizado por la Convención Europea de Derechos Humanos y la Constitución Española.

Aunque la sentencia matiza que la quema de fotos no es delito siempre y cuando no exista una incitación a la violencia, doña Sofía ha aclarado que “no deseo ningún tipo de violencia sobre este señor”, añadiendo que “no hace falta porque él mismo se autolesiona yendo de cacería con sus amantes, como todo el mundo sabe”.

La reina Sofía también ha prendido fuego a más de 200 sellos con la cara de su marido, billetes de 10.000 pesetas que todavía guardaba y una revista Lecturas con Bárbara Rey en la portada.

Mientras las fotografías ardían ante la estupefacción de los transeúntes, doña Sofía ha insistido en que “con esto no estoy cuestionando la Casa Real ni la monarquía como institución que representa y salvaguarda los valores de este país a través de la jefatura del Estado, estoy expresando mi opinión sobre este individuo en concreto, sobre este ser de aquí”, ha dicho señalando una de las instantáneas del rey emérito.

Fuente original