7 señales de que tu relación puede ser tóxica

A veces las parejas tienen una idea errónea de lo que es el verdadero amor y confunden ciertos actos con hábitos que fortalecen a la pareja, pero que en realidad la vuelve más tóxica día a día. Hay una serie de actitudes que podrían evidenciar que la relación se ha vuelto tóxica, pero que los miembros de la pareja la asimilan como conductas totalmente saludables. Que es algo trágico, la verdad.

En una relación tóxica casi siempre uno (o incluso los dos miembros) llevan a cabo conductas que tienden a entorpecer la comunicación. En muchos casos, es muy difícil salir de una relación tóxica, y casi siempre las personas niegan estar inmersas en una relación de este tipo. Sus argumentos están basados en factores como el amor, o la personalidad del otro que “ya es así”, o simplemente piensan que pronto esa persona cambiará.

Una relación no se vuelve tóxica así de pronto, sino que tarda lo suyo. En la pareja pueden sucederse una serie de conductas que pueden parecer saludables para los miembros de la pareja, pero que en realidad están denotando comportamientos tóxicos en la relación.

Aquí os traemos una lista que revela algunos de los comportamientos más usuales que las parejas interpretan como saludables pero que en realidad son dañinos para la relación:

Pensar que tu pareja es tu “todo”

Suena romántico y todo eso, lo de decir que tu pareja “lo es todo para ti”, pero no es tan guay como nos gustaría. Estás restando espacio para ti mismo, o restándote importancia, diciendo que lo único que necesitas en el mundo es a tu pareja.

Sí, es bonito, pero en una relación tóxica estas palabras pueden jugar muy en contra.

Constante comunicación

“Me llama todo el rato porque no puede vivir sin mí”, suele ser la típica excusa de algunas personas que piensan que su pareja está constantemente al acecho simplemente por “amor”. Lejos de ser algo saludable para la pareja, este comportamiento denota una gran inseguridad y desconfianza.

Al comienzo de la relación es bonito -y hasta romántico- llamarse varias veces al día, o mantenerse conectados por whatsapp- pero ¿qué estáis haciendo ambos con vuestras vidas para estar horas y horas al día solo controlando dónde está el otro?

Pensar que tu pareja debe arreglar tus problemas emocionales

Claro que en una pareja hay que apoyarse en los momentos difíciles o cuando se tiene algún problema, pero creer que tu pareja debe solucionar tus problemas emocionales es un grave error.

Tu pareja puede consolarte y ayudarte, pero eres tú mism@ quien debe tener la entereza suficiente para autogestionar las emociones y salir adelante.

Pensar que el otro tiene la “responsabilidad” de hacerte feliz

La cosa es sencilla. Si de verdad quieres a tu pareja, siempre te hará feliz. Así de simple. Pero cuando uno espera que sea el otro quien siempre esté ahí para hacerlo feliz, está depositando todas las fichas en un solo lugar.

Tu pareja no tiene la “responsabilidad” de hacerte feliz, sino que la felicidad en la pareja se va construyendo. Cada uno es responsable del bienestar emocional de cada cual.

Hacerlo todo juntos

Está genial que se se hagan cosas en pareja. De hecho, no hay nada más bonito que salir a pasear en pareja o compartir algún gusto en particular, como algún deporte o el tipo de película. Pero de ahí a hacer absolutamente todo juntos, pues no es algo sano.

Es necesario tener tiempo a solas o tiempo con los amigos o tiempo con la familia. Eso hace que la pareja se valore mucho más.

Ser completamente honestos con todo

No siempre tienes que decir absolutamente todo lo que pasa por tu mente. Hay que saber filtrar. A veces es sano callar. ¿Os acordáis de lo “¿estás más guapo callado?” Pues eso.

La protección al extremo

Si él te trata como si fuera tu padre y tú lo estás tratando como si fueras su madre, entonces algo no estáis haciendo del todo bien. Tú no eres su madre, él no es tu padre, sois una pareja y deberíais comportaros como tal.

Está bien cuidarse, y está muy bien protegerse y estar atentos, pero se vuelve rápidamente tóxico cuando uno de los dos quiere tener control parental sobre el otro.

¿Qué os ha parecido? ¿Estáis de acuerdo con estos consejos? ¿Qué otros daríais vosotros? Decidnos algo en los comentarios. 

Si os ha gustado este artículo recordad que, más abajo, podréis encontrar otros que, con casi total seguridad, os resultarán igualmente entretenidos (o eso esperamos, porque la verdad es que los hemos hecho con muchísimo cariño).

 

Fuentes: elsalvador

La entrada 7 señales de que tu relación puede ser tóxica aparece primero en CABROWORLD.

Fuente original